Entrevista: Gaby Vidal debuta proyecto “solista”, Vy

Comparte:

Entrevista-GabyVidal

El nombre de Gaby Vidal es uno que suele surgir bastante rápido en conversaciones sobre el rock puertorriqueño. Guitarrista de varias agrupaciones reconocidas (ONGO, Ícaro Azul, Similar, entre otras) y productor en proyectos de algunas más, Vidal es una figura que se ha mantenido activa de alguna manera u otra dentro de la esfera musical local desde el 1989.

Sobre dos décadas de experimentos musicales han resultado en Vy – su nuevo proyecto “solista”, disponible para descarga gratuita a través de la página de soundcloud de Vidal, y pronto en una tirada limitada en formato CD. Integrantes de Similar, Tachdé, Golpe Justo, Puya, ONGO, Astrid Pröll, Ícaro Azul, trili, Ser.Es y hasta de las bandas de Ednita Nazario y Luis Fonsi, se unieron al proyecto – testimonio de la versatilidad como músico del guitarrista y sus años de experiencia.

“Hay partes de canciones que llevan años largos grabadas o riffs que tengo desde los 90’s en la cabeza,” nos comenta. “Este es el único disco que he producido solo. Obviamente la gente que me ayudó tenía libertad de opinar, pero este disco no fue una democracia”. Escucha Vy en su totalidad y conoce más sobre el proyecto en nuestra entrevista con Gaby Vidal a continuación.

[soundcloud url=”http://api.soundcloud.com/playlists/5545225″ params=”” width=” 100%” height=”450″ iframe=”true” /]
.
PRI: Vy nace luego de una extensa trayectoria como músico en la escena local… ¿Qué te motivó a hacer el disco?

Gaby Vidal: El proyecto básicamente comenzó hace 3 años cuando encontré ideas que iba grabando a través de los años para vaciar el hard drive cerebral. Grababa las bases (guitarras, bajo y batería) y hoped for the best que algún día las terminaría. Me di cuenta que habían varias canciones que tenían potencial y me vino la idea de hacer mi disco “solista”. Además de que quería producir algo 100% my way.

Algunas canciones las re-grabé, otras, usé los tracks de los demos y construí sobre eso. Pero no fue hasta hace unos meses atrás que estaba jangueando con Agustín “Chito” Criollo y cuando le enseñé lo que tenía me puso presión para que lo acabara. Ahí fue que empecé a sacar tiempo para el proyecto en vez de usar el tiempo que sobraba.

PRI: ¿Qué ideas musicales buscas transmitir a través del proyecto y qué expectativas tienes para éste?

GV: En realidad cuando comencé a trabajar el disco, no tenía ninguna idea concreta. Eran simplemente ideas de diferentes estilos sin nada en común. De hecho, parte del reto fue hacer que canciones tan diferentes pudiesen existir en un mismo disco sin que se escuchara como una compilación. O sea, que la producción completa hiciera sentido. Tampoco quería que fuese el típico guitar record que normalmente hacen los guitarristas cuando hacen sus disco solos, que son canciones diseñadas para solear.

Este disco, como toda la música que hago, lo hice para mí. Es un intento de hacer la música que me gustaría escuchar por headphones. La única expectativa que tengo es que me guste cuando lo haga. Pero antes de escucharlo estoy dándole un cooling period. Si a otra gente le gusta, pues mucho mejor. Si puediese vivir algún día de este proyecto (o cualquiera de los otros que participo for that matter), pues sería vivir mis sueños. Pero no son expectativas.

PRI: Aparte de lucir tu trabajo como “solista”, Vy presentó la oportunidad de colaborar con un sinnúmero de otros músicos, entre ellos vocalistas como Ana Cristina (Ícaro Azul) y BB Justo (Golpe Justo). Cuéntanos cómo se dio el proceso de colaboración con estos músicos invitados.

GV: Yo también uso el término “solista” (entre comillas) pues todos los que colaboraron hicieron lo suyo y aportaron. La idea de los invitados fue bien orgánica. Busqué a los músicos que en mi opinión iban a poder hacer lo que cada canción necesitara. Por ejemplo, si una canción necesitaba una voz rabiosa, para mi BB Justo es la mejor opción. O si hacían falta solos de batería, Eduardo Paniagua, Carlos Benitez & Jose Ruiz, etc.

La idea de los invitados fue planeada desde que comencé a darle en serio al disco. La idea era usar ese elemento como otra herramienta de experimentación. Tengo la suerte de que he trabajados con todos y todos son panas, así que corrió súper fácil. A pesar de que hay mucha gente reconocida de la escena en la lista de invitados, los más especiales fueron Ian Vidal (batería) y Pinky Vidal (voz). Aunque Ian ya habia tocado congas súper escondidas en el disco de trili, éste es el primer disco de ambos y los dos hicieron partes importantes en las canciones que grabaron.

PRI: En adición a componer estos temas, tocar varios de los instrumentos y colaborar con otros artistas, también te encargaste de la producción, grabación y mezcla del material en el estudio de Ongolandia. ¿Cómo llegaste al trabajo más técnico de producción musical? ¿Cuál de estos procesos es tu favorito? ¿Cuál es el más retante y por qué?

GV: Yo estoy haciendo grabaciones muti-track desde los 80’s cuando grababa un track en un cassette player/recorder y luego grababa el playback, más otra guitarra en otro cassette player/recorder. Luego salió el Tascam 4-track recorder y se abrió el cielo. Todavía tengo los cassettes de como 4 “discos” con todo y carátula homemade que hice en esa época. Pero eso sí que nadie lo va a escuchar. 🙂

Y poco a poco grabando a las bandas de los panas, llegué al revolú que tengo en Ongolandia. Me gusta el proceso completo de crear y grabar música. No tengo favoritos, pero el menos que me gusta es grabar. Creo que es por el revolú de sacar cables, micrófonos, stands, etc… Activa mi claustrofobia. El proceso más retante es mezclar porque por más brutal que esté la canción, es bien fácil arruinarla en la mezcla. Además, hasta el momento de mezcla, todo se puede arreglar.

PRI: A medida que más de la música que llega a nuestros oídos (particularmente de artistas independientes) se produce fuera del ambiente del estudio – ya sea en la casa o en cualquier lugar realmente, gracias a las laptops y tabletas – ¿qué se pierde en la grabación final? ¿Qué recomendaciones puedes ofrecer a un artista o grupo que quizás aún no está listo o no tiene el presupuesto para trabajar en un estudio y acude a métodos más “caseros”?

GV: Yo creo que con la tecnología que hay y a los precios que están, dependiendo del estilo de música y el sonido que se busque, es posible hacer un disco casero que no tenga nada que envidiarle a los de estudios. ¿Que es más fácil y se pueden hacer más cosas con más jueguetes? Pues claro, pero con creatividad y experiencia se puede hacer un buen producto en la casa.

Si alguien se quiere tirar la misión de hacerlo en la casa le recomiendo que lean y busquen videos en Internet de cómo grabar con las limitaciones que se tenga. Los Beatles grabaron discos con 4-tracks. Una de las cosas más importantes es tener las canciones bien ponchadas. Va a facilitar muchísimo el proceso.

PRI: ¿Cuál es tu “gear” favorito en el estudio? ¿Y cuando tocas en vivo?

GV:Los Distressors. Mesa/Boogie Amps.

PRI: Hablando de tocar en vivo… A lo largo de tu carrera has tenido la oportunidad de presentar tu música en muchos escenarios distintos. ¿Alguna experiencia que se destaque como la más memorable?

GV: Siempre voy a recordar los shows maratónicos de 3+ horas que haciamos con ONGO bisemanalmente en Blue Jeans (San Juan) a finales de los 90’s. Dejábamos de tocar, cuando no quisiéramos tocar más y no porque venía otra banda o lo que sea. The good ol’ days…

PRI: Yo recuerdo muy bien la presentación junto a Similar en Abracadabra (Santurce) – comenzando el ciclo del LP 2012. Un show pequeño, pero muy potente, en donde se demostró claramente la evolución musical del grupo. ¿Cómo es que te unes a Similar? ¿Esperamos tu participación en el nuevo material y cuándo lo podemos esperar?

GV:Ese show de Abracadabra fue magico. Muy buen show. Yo les grabé el disco que salió antes del LP 2012 y me quedé dañado con la banda. Par de meses después me llamó Ariel para ver si quería estar en la banda.

Se supone que este verano comencemos a trabajar música nueva. Ya Ariel me dijo que tenía par de ideas. Yo tengo par de ideas. Pero no me atrevería a poner fecha.

PRI: No puede faltar de esta entrevista alguna discusión sobre la escena independiente de Puerto Rico… ¿Qué has podido observar a través de tu envolvimiento en ella? ¿Cómo crees que ha cambiado, dónde se encuentra y qué podríamos hacer para mejorarla?

GV: Hubo un tiempo que traté de meterme en la escena y estaba más pendiente a lo que sucedía con ella. For better or worse (dependiendo a quién le pidas la opinión) la escena está súper dividida y todos quieren “subir” bajando al otro. Como ya yo dejé el sueño de vivir de la música, ya no estoy muy envuelto. Le doy la mano al que puedo y no espero que hagan lo mismo. Quizás es que “mis” bandas (La Mosca, ONGO y trili) nunca encajaban en ninguna escena, pero nunca “la escena” hizo nada por ellas. En otras palabras, la escena me lo pela.

Para mejorarla habría que cambiar la mentalidad que lo de afuera es mejor. Personalmente pienso que Puerto Rico es muy pequeño para que exista una escena local de rock. O sea, cuando empiezas a sacar los números de cuanta gente “escucha” música como hobby (y la música no es simplemente un background thing en sus vidas), luego de esos, cuántos escuchan rock – y de esos, los que se hagan fanáticos de x o y banda. No creo que hayan suficientes para que las bandas puedan vivir de la música. Obviamente también las bandas tienen que hacer shows que la gente quiera ir a ver. Pero entonces eso cuesta…

Lo que si he visto es que ahora parece que hay mas bandas “profesionales” y de calidad. Espero que si es así, siga así.

PRI: A mí me preocupa que no tengamos mucha relación con artistas de otros países. ¿Crees que estamos suficientemente “conectados” a otras escenas fuera de Puerto Rico? ¿Has tenido la oportunidad de colaborar con músicos del extranjero o de llevar tu música a otros países?

GV: Ya hay bandas que están haciendo esos intercambios con artistas de afuera, pero no son la mayoría y deberían ser más. Ahí quizás es que en mi opinión, la fragmentación no es buena.

De hace unos años atrás estoy promocionando más fuera de Puerto Rico. Con el Internet, las cosas son mucho más fáciles. Para la música que hago en ONGO, trili y Vy hay muchas más oportunidades fuera de Puerto Rico.

PRI: ¿Te visualizas aún grabando música y tocando en una década? ¿Hacia dónde crees que te diriges y qué pueden esperar tus seguidores en el futuro?

GV: Grabando sí, tocando en vivo no sé. Lo ideal sería que me pegara en la lotería para hacer mi propio pub con luces y sonido de concierto y tocar todos los sábados hasta que me muera.

Ahora mismo estamos terminando el próximo disco de ONGO. Ese disco va a ser otra cosa en cuestión de composición y producción. Luego de 3-4 años trabajando en él, se esta viendo la luz al final del túnel. También estoy trabajando con Chito en el primer disco de Bando. Es una banda de afro-beat con elementos de prog, soundscapes, noise, etc. Pronto sacaremos un teaser. En junio, Ruly (bajista de ONGO) y yo estaremos grabando par de tracks para un proyecto llamado “Esto NO es ONGO”. Y se está cuajando una disquera, Sonica Discos.

PRI: Entonces “the show must go on.” Gracias por tu tiempo.

GV: ¡Gracias por todo!

Para más información y música de Gaby Vidal:

Souncloud | Facebook | Twitter

Comparte:

Empresario, escritor, productor y diseñador radicado en San Juan, Puerto Rico. Fundador y Editor-en-jefe de Puerto Rico Indie. Si tuviese que vivir por el resto de su vida escuchando solamente cinco discos, en estos momentos seleccionaría: "Fabulosos Calavera" de Los Fabulosos Cadillacs, "Girlfriend" de Matthew Sweet, "Marquee Moon" de Television, "Lateralus" de Tool y "Staring At The Sea" de The Cure.