El cine que nuestro verano olvidó

Foto: M. Pratter via Flickr

Desde que Spielberg soltó al tiburón más temido del mundo en JAWS a finales de junio del 1975, el verano se ha convertido en una época súper activa para el mundo del cine. Es cuando los grandes estudios estadounidenses nos presentan productos cuyo presupuesto de producción podría alimentar a Somalia por un año, en busca del próximo blockbuster.

Cada verano somos testigos de esta llamada temporada del blockbuster, en donde Hollywood luce el dinero gastado en los efímeros dulces visuales que venden asientos. Cabe mencionar ejemplos de años anteriores como la aclamada Inception, el éxito de culto Scott Pilgrim vs. The World y el abrazo nostálgico de la serie de Toy Story (y todo lo demás que ha hecho Pixar). ¿Qué podemos decir de la oferta de este año?

En fin, no creo que mucho. Mi opinión general es que fue uno de los peores años en oferta y ejecución. Claro que podemos ir y disfrutar de películas como X-Men: First Class y Harry Potter and the Deathly Hallows. Y además este año nos sorprendió con la más reciente entrega de Terrence Malick, The Tree of Life, que dividió a un público un tanto confuso por lo que quedaba plasmado en pantalla (¿Qué hace Brad Pitt en esta porquería? vs. ¡Ésta es la mejor película del año – o del UNIVERSO!).

Cierto es que no importa cuán mala la oferta de Hollywood, esta temporada se beneficia grandemente de la muestra en los festivales celebrados alrededor del mundo, donde por lo general las películas suelen ser más interesantes e intrigantes para el cinéfilo. Tuve la oportunidad de viajar a Nueva York durante el verano y explorar algunas de las cintas que la ciudad me pudo ofrecer en sus salas de cine – y que lamentablemente no llegaron a nuestra Isla. Tras mucha investigación, me lanzé a presenciar algunos filmes que ahora compartimos para que los busquen o si algún día se topan con ellos no duden en darles un vistazo.

.

The Trip

Director: Michael Winterbottom

The Trip es el producto de una galardonada serie de televisión para la BBC, editada ahora como una película. La historia es sencilla: el estimado actor/comediante Steve Coogan – haciendo de sí mismo por segunda vez en una película de Winterbottom – le asignan que reseñe varios restaurantes exóticos alrededor del norte de Inglaterra para un periódico. Después de un intento fallido tratando de convencer a su pareja para que le acompañe, Steve decide invitar a su viejo amigo, Rob Brydon – también protagonizándose a sí mismo. Lo que se desata en este viaje es un mar de risas que fluye del diálogo (en parte improvisado) y la interacción entre estos dos. Si no soportas ver una cinta que se componga de puro diálogo, esto no es para usted (y siempre está disponible su opuesto, Transformers 3).

.
.

Attack The Block

Director: Joe Cornish

Attack The Block ha sido de esas películas cuyas tremendas críticas se dispersaron como el agente naranja por el Internet. La cinta, producida por Edgar Wright (Shaun of the Dead, Hot Fuzz y Scott Pilgrim vs. The World) relata la historia de una ganga callejera en Londres que termina defendiendo al vecindario de una invasión de alienígenas (inspirados en diseño por el hip-hop, sin duda). Suena fantasioso, y lo es, pero a la vez no, ya que trata a sus personajes como si fueran de carne y hueso mientras retrata las entrañas del gueto en Londres. Las actuaciones de los muchachos fueron de primera, al igual que en Super 8 – pero volvamos a esos alienígenas y su diseño. El filme los ejecuta con efectos especiales que lejos de ser un simple truco visual, cargan peso verdadero y son los mejores que he visto en el año. Es la película que Hollywood trató de hacer este verano y no pudo.

.
.

Tabloid

Director: Errol Morris

De la mente maestra detrás de The Fog of War y The Thin Blue Line, surge un documental muy peculiar. Todo gira alrededor de un Miss Wyoming, Joyce McKinney, quien fue brutalmente destruída por la prensa luego de cometer ciertos actos en su vida los cuales no divulgaré aquí para maximizar su disfrute del filme. Errol Morris maneja expertamente este impredecible documental con una estructura no convencional. Cuenta la historia de un sujeto poco convencional como si fuese una pura estrella de rock.

.
.

Another Earth

Director: Mike Cahill

Estrenó en Sundance con críticas muy divididas pero el filme es uno interesante y de pura instrospección donde se nos presenta la posibilidad de una vida más allá de esta esfera. Lo bueno de esta película es como poco a poco se va desarrollando una relación en medio de un evento mundial y cómo poco a poco estos personajes van evolucionando al construirse dos situaciones paralelas. Es una cinta poco convencional pero muy refrescante, lo que me pareció justo después de salir del cine. También cabe mencionar que fue escrita por la protagonista, Bret Marling, y por su director, Mike Cahill – así que esperaré con entusiasmo los próximos proyectos de estos jóvenes.

.
.

The Future

Director: Miranda July

Miranda July, ganadora del Caméra d’Or en Cannes para el 2005 por Me and You and Everyone We Know, hace entrega de una cinta a la Eternal Sunshine of the Spotless Mind: Una historia de amor que mira hacia el futuro. Esta comedia oscura se centra alrededor de una pareja que decide adoptar a un gato que le queda poco tiempo de vida, el cual recibirán en su hogar luego de treinta días. La prolongación de la vida del gato dependerá de la afecto que esta pareja le pueda proveer, por lo que deciden poner a prueba su relación mientras descubren lo que los hace feliz como individuos y como pareja. Ahora, ¿qué pasa durante esos 30 días? – eso les toca a ustedes averiguar.

.
.

Project Nim

Director: James Marsh

Este documental es la siguiente entrega de los creadores del excelente Man On Wire. Si no has visto ese documental, sobre el hombre que logró caminar una cuerda floja entre las Torres Gemelas de Nueva York, el mismo es poesía hecha documental. Ahora, Project Nim explotará tus sentimientos enfocándose en la especie más parecida a nosotros, el chimpancé. Todo data del comienzo de una investigación en la Universidad de Columbia que pretendía establecer comunicación con el animal por medio del lenguaje de señas. De ahí parte la odisea de un simio a través del proyecto hasta sus últimos días. Project Nim es uno de estos documentales que te hace perder la esperanza en la raza humana (que no nos sorprenda si se avecina el Rise of the Planet of the Apes). Pero a la vez es una hermosura de documental en la manera en que está construído – la narrativa te embruja.

.

Spread the love

Damián es ingeniero graduado de la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Mayagüez; programador de día y cineasta de noche. Actualmente recide en los Estados Unidos, por lo que va a mejores conciertos que el resto del equipo de Puerto Rico Indie con frecuencia.