Tecno Lógica 07: Una ventana al futuro

Comparte:

Fecha de publicación original: 14 de abril de 2010

Revista En PuntoEl Nuevo Día

No hace 72 horas atrás que tengo el futuro en mis manos. Su cubierta de metal es fría al tacto y pesa un poco más de lo que imaginé hace varios meses atrás cuando me enteré de su existencia. La reacción de la prensa el pasado 27 de enero, luego de que Apple anunciara la llegada de su revolucionario iPad, fue característicamente mixta. Y es que tanto Apple como su CEO superestrella, Steve Jobs, han sabido convertir la marca en todo un culto tecnológico con millones de fanáticos y detractores que viven para discutir entre sí los méritos de su línea de productos.

Su más reciente adición a ésta – una computadora portátil con pantalla táctil o tableta – no se escapó del ruido ocasionado por ambos bandos mucho antes de tener un iPad en sus manos. Pero no es hasta ahora que está disponible para la venta, que al fin podemos comenzar a descifrar cuán útil podría ser en nuestras vidas.

Descifrando al iPad

A simple vista el iPad no es más que un iPod touch agrandado. Cualquier persona familiarizada con los cuadritos del sistema operativo del iPhone sabrá qué hacer tan pronto encienda la tableta: abrir una aplicación o descargar algunas nuevas. Lo que significa que muchos, justificablemente, lo dejarán ahí (por ahora). ¿Para qué necesito otro aparato más?, se dirán. La realidad es que el iPad no es revolucionario en las maneras que lo fue el iPhone para su lanzamiento y mucho menos NECESARIO. Pero al igual que el popular teléfono se ha convertido en el mejor asistente personal disponible, con su conexión persistente al Internet y cientos de miles de aplicaciones, la nueva tableta de Apple irá marcando su propio espacio en el hogar con nuestra ayuda.

El iPad comienza a revelar su verdadero potencial como ‘tercer aparato’ (entre tu laptop y tu celular) a medida que vas integrándolo a tu rutina diaria. Las dimensiones de la tableta se prestan mejor para la lectura – ya sea de blogs, libros, periódicos, revistas y hasta comics – que el iPhone (muy pequeño) o una laptop (ni tan portátil o cómoda). Aplicaciones disponibles para estos efectos como el iBookstore de Apple, el Kindle App de Amazon y USA Today, demuestran la facilidad con la que uno puede navegar y consumir cualquier tipo de material escrito desde el iPad. Mientras que si eres amante de la televisión, no podrás resistir aplicaciones como el ABC Player, con acceso gratuito a las populares series (LOST, Grey’s Anatomy, V) de la cadena televisiva. Muchas otras aplicaciones – tanto las de productividad como los juegos – se benefician del espacio adicional que provee la pantalla de 9.7 pulgadas, de manera que son más útiles, fáciles de usar y divertidas.

Sin embargo, las dimensiones expandidas del iPad por si solas no hacen del aparato la segunda venida de Jesucristo. Tampoco la combinación de funciones básicas del iPhone y la laptop a las cuales ya estamos acostumbrados. La longevidad del producto dependerá en gran parte de la versatilidad que demuestre la tableta a la hora de amoldarse a las necesidades de sus usuarios, que a su vez depende de la comunidad de desarrolladores que nutre a la plataforma con sus creaciones. No hay duda alguna de que el iPad ha despertado el interés de las masas, pero como en el caso de cualquier otro lanzamiento de un producto innovador, es prudente para el consumidor esperar a que éste se defina y se refine (y también que baje de precio). Para otros – fanáticos de Apple, amantes de la tecnología y algunos profesionales – va a ser imposible esperar.

El iPad posee un potencial enorme para servir como parte integral de soluciones tecnológicas para sectores tan diversos como el empresarial, educación, bienes raíces, medicina, entretenimiento y turismo, entre otros. Esas aplicaciones están en manos de los desarrolladores y empresarios que depositen su fe, su dinero y su tiempo en la visión del futuro que Apple ha decidido promover con este producto: una visión propulsada por la simplicidad, el diseño riguroso y la portabilidad, ancladas a una pantalla táctil. Me considero un fiel creyente.

Bio: El símbolismo del lanzamiento del iPad durante el Sábado de Gloria no se perdió en este antiguo miembro de la Iglesia Católica, quién pasó el Domingo de Resurrección perdido en un tablero de Scrabble digital. Actualmente se desempeña como presidente de ‘Research & Development’ para EyeTour.com, desarrollador de aplicaciones para el iPhone bajo VayaBroqui.com y editor de PuertoRicoIndie.com. Puedes escribirle a [email protected].

Comparte:

Empresario, escritor, productor y diseñador radicado en San Juan, Puerto Rico. Fundador y Editor-en-jefe de Puerto Rico Indie. Si tuviese que vivir por el resto de su vida escuchando solamente cinco discos, en estos momentos seleccionaría: "Fabulosos Calavera" de Los Fabulosos Cadillacs, "Girlfriend" de Matthew Sweet, "Marquee Moon" de Television, "Lateralus" de Tool y "Staring At The Sea" de The Cure.